Recibe tu pedido a tiempo para Navidad: hazlo antes del lunes 19 de diciembre a las 16:00

Política de devoluciones de 365 días - ¡sin preguntas!
Envío 5 € - Gratis a partir de 39 €-
932 20 17 51 - (días laborables de 9:00 a 20:00)
Mis favoritos
Cesta

Todo el mundo tiene una historia

Queremos ayudar a todos los hombres a que cuenten la suya.

La visión

Los accesorios no son solo piezas para usar en ocasiones especiales, ni algo exclusivo de un tipo de hombres en concreto. No se trata de adornarse ni de mejorar la imagen, sino de contar tu historia y expresar lo que te hace ser tú mismo. Esto se puede lograr a través de todo lo que llevas, incluso lo más pequeño: los accesorios.

Trendhim diseña accesorios masculinos de calidad, a la moda y con precios económicos. En la actualidad disponemos de 13 marcas en nuestro portafolio que lanzan varias colecciones al año, además de un número creciente de artículos que te ayudarán a sacar el máximo partido de tus adquisiciones.

Nuestros valores

¿Quieres trabajar en Trendhim?

Echa un vistazo a los puestos que ofrecemos y lee nuestro atlas para conocernos mejor.

La historia de Trendhim

¿Alguna vez has tenido uno de esos días en los que dejas que el despertador suene una y otra vez mientras te planteas quedarte en la cama durmiendo? Sí, nosotros también.

Las decisiones que tomamos son lo que define nuestra historia.

No podemos ayudarte a decidir cuánto tiempo debes dormir, pero sí a contar tu historia a través de nuestra selección de productos que no se pueden encontrar en ninguna otra parte. Todos estos productos de diseño danés y 13 marcas únicas tienen algo diferente que decir.

¿Cuál escogerás tú?

¿Qué historia te gustaría contar?

Lee la historia Trendhim desde su nacimiento hasta lo que ha llegado a ser ahora, tal y como nosotros la recordamos.

2007

Todas las buenas historias tienen un inicio... pero no a las 4 de la mañana.

Sebastian y yo (Mikkel) fundamos Trendhim a finales de 2007. Teníamos 18 años y estábamos terminando nuestros estudios en el instituto. Teníamos juventud, energía, en nuestro interior ardía el deseo de abrir nuestro propio negocio... y éramos lo suficientemente ingenuos como para hacerlo.

Se nos ocurrieron dos ideas: crear un servicio de entrega de pan a domicilio los fines de semana y una tienda en línea de accesorios y joyas para hombre.

¿Conoces ese dicho que afirma que los emprendedores deben hacer todo lo que sea necesario para que sus negocios tengan éxito? Bien, nos gustaría estar de acuerdo, pero la verdad es que enseguida nos dimos cuenta de que eso de levantarnos a las 4 de la madrugada para entregar el pan no era lo nuestro.

¡Y eso es todo! Los vecinos de la zona se quedaron sin pan de repente y de las cenizas de nuestros madrugones surgió... Trendhim.

2008

Gracias, mamá

Nos embarcamos en esta aventura con los 4.000 € que conseguimos tras trabajar duramente repartiendo periódicos y atando ramos de flores.

Con una ingenuidad tan grande que solo se veía sobrepasada por nuestra ambición, nos sumergimos de cabeza en el mundo del comercio en línea, lo que implicaba programar páginas web, comprar productos, cuidar de los clientes, seguros, contabilidad, fotografiar productos y mucho más.

Las personas más cercanas a nosotros, como nuestra familia y amigos, no entendían lo que estábamos haciendo. Muchos aprovechaban cada oportunidad para decirnos que lo que hacíamos era arriesgado.

En un momento dado, hasta la propia madre de Sebastian aceptó, a pesar de que estaba muy preocupada por el futuro de su hijo, que éramos dos personas jóvenes con un sueño y que nada podría detenernos.

A día de hoy ella es nuestra fan número uno y detecta hasta los errores más pequeños en la página web antes que nosotros.

La página web de Trendhim en 2008/2009. Seguimos adelante. Risas.

2009

La primera piedra de Roma

Si alguien nos hubiera dicho que teníamos que trabajar durante más de 16 horas al día los 7 días de la semana, invertir 10.000 € más y prescindir de nuestra vida social para hace que esto funcionara... le hubiéramos dicho que estaba loco. ¡Pero así fue! Y ahí fue cuando nuestra ingenuidad y deseo de triunfar de jóvenes emprendedores nos resultaron más útiles.

De 2007 a 2009 ambos teníamos trabajos a jornada parcial en la oficina de correos que nos permitían llevar el pan a la mesa (a veces incluso leche).

Tanto Sebastian como yo y nuestras camas, baño, cocina, inventario y oficina estábamos metidos en un apartamento de 83 m².

El apartamento de 83 m² en el que los tres —Sebastian, Mikkel y Trendhim— vivimos durante 2 años.

Roma no se construyó en un día y nosotros lo sabíamos.

Hacia finales de 2009, ya estábamos consiguiendo el dinero suficiente como para dejar nuestros trabajos y centrarnos exclusivamente en Trendhim. ¡La emoción era indescriptible!

Todavía recuerdo la extraña sensación que sentía en el estómago cuando me dirigía a casa tras dejar mi trabajo en correos. Era una extraña combinación de felicidad, emoción, estrés, ansiedad y un inminente ataque de nervios.

¿Había sido la decisión correcta? Trendhim sería nuestra exclusiva fuente de ingresos. ¡¿Pero cómo podíamos saber lo que iba a ocurrir o si la empresa seguiría dando beneficios dentro de 6 meses?!

Pero también sabíamos que a partir de ahora tendríamos más tiempo para hacer que Trendhim fuera increíble.

2010

¿Quién necesita una cama?

Las cosas empezaron a ir muy deprisa a partir de ese momento. Nuestro catálogo de productos aumentó e iniciamos la expansión hacia otros países, por lo que... necesitábamos más espacio, y mucho. Teníamos cajas de productos hasta en la última esquina de nuestro apartamento y dormíamos en pequeños colchones en el salón.

Por eso decidimos alquilar una gran casa en un barrio familiar. Pensamos que sería la solución perfecta, porque así no tendríamos que conducir al trabajo cada día y podíamos centrarnos en rendir al máximo de la mañana a la noche.

Nuestra casa… con espacio para Trendhim y para nosotros.

2011

Una nueva era

El 2011 llegó y el dueño de la casa decidió ponerla a la venta. Por alguna extraña razón, pensó que le resultaría difícil vender la casa si estábamos por ahí, así que tuvimos que marcharnos con la música a otra parte.

Ahora que ya éramos un poco más mayores y sabios, aunque todavía sentíamos una gran pasión por construir algo que ayudara a los hombres a contar sus historias, nos decidimos alquilar un local comercial en condiciones de 200 m².

Nuestro primer almacén.

2012

Sin prisa, pero sin pausa

Siempre supimos que queríamos ser algo más que unos simples vendedores de productos en internet, así que en 2012 emprendimos la tarea de crear nuestra propia marca de accesorios masculinos. Trabajamos hasta el último detalle y —sonido de tambores, por favor— nació Lucleon.

Crear nuestra propia marca y diseñar nuestros propios productos reflejaba nuestras aspiraciones para el futuro. Era una historia que teníamos que contar... aunque en ese momento nos dio mucho trabajo.

2014

Red Bull y fuego eran los ingredientes que necesitábamos

En la temporada del 2013-2014 las cosas empezaron a moverse muy deprisa.

El equipo de Trendhim creció y Martin se unió a nosotros para convertirse en el tercer socio de la empresa. Era un poco adicto a las bebidas energéticas, ¡y eso nos encantaba!

Martin encajó como un guante en nuestro espacio y tuvimos varias sesiones de trabajo nocturnas geniales. ¡Todavía me acuerdo de cuando me despertaba por las mañanas con el sonido que hacía al abrir una lata de Red Bull!

Nosotros tres: Martin, Sebastian y Mikkel.

Hacia finales de 2014 Trendhim creció y se expandió a Noruega, Suecia, Finlandia y los Países Bajos. Ese año también duplicamos la selección de productos y empezamos a contratar estudiantes para que nos ayudaran a preparar los pedidos. Parece ser que el consumo de bebidas energéticas estaba dando resultado.

2015

Una experiencia increíble

Karina y Kristof se unieron al equipo, el inventario creció y el almacén se abarrotó tanto que teníamos que caminar de refilón para coger las cosas y preparar los pedidos.

Como el almacén se estaba convirtiendo en un laberinto con calles de un solo sentido, decidimos convocar a todo el equipo para una reunión. Tras muchas horas de deliberación tomamos la gran decisión de despedirnos de nuestro amado hogar... para mudarnos al otro lado de la calle.

Nosotros 5: Sebastian, Karen, Karina, Mikkel y Martin. Por desgracia, Kristof no sale en la foto.

Nos mudamos a nuestra sede nueva con espacio para carreras de carritos, mesas de ping-pong y grandes ideas.

Los días compartiendo piso de soltero y durmiendo en el salón se habían terminado oficialmente.

Y ahora estarás pensando: "Muy bien. Ese es el momento en el que se convirtieron en profesionales, ¿no?" Bueno, no exactamente.

Uno de nuestros valores principales es "Hakuna Matata" (qué frase más maravillosa) y es algo que todos los miembros de Trendhim llevan en su corazón. Hace mucho tiempo que decidimos que no queríamos convertirnos en unos "profesionales" en el sentido que todo el mundo espera.

Queremos hablar con nuestros clientes de tú a tú. Queremos que nuestros empleados formen parte de un equipo. Queremos crecer como personas y empresa constantemente. Eso es mucho más que ser "profesionales".

Cada historia es diferente y no somos de esa clase de chicos que encajan en el molde. Así que, ¿por qué desearíamos eso para los demás?

2016

Viento en popa, a toda vela

2016, qué año.

Vamos a empezar por el final de febrero cuando nos expandimos a 11 nuevos países y contratamos a 43 traductores. ¡Para abrirnos a tantos mercados nuevos teníamos que traducir los 3.000 productos y toda la página web a 8 idiomas diferentes! No fue una hazaña fácil. ¿Pero cuándo ha sido divertido lo fácil?

Ah, y también nos fijamos la meta de aumentar las existencias de 3.000 a 5.000 productos únicos para finales de año. Después de todo, quedaba mucho espacio libre por rellenar en nuestro nuevo almacén.

2017-2018

Rápidos como gacelas.

Ni siquiera la caída del servidor en el Black Friday pudo evitar que ascendiéramos como un cohete en noviembre de 2018... aunque faltó poco. Por fortuna, fuimos capaces de sobreponernos a la situación y conseguimos enviar los productos a tiempo. Además, así llamamos la atención de algunos medios nacionales. ¡Sebastian se convirtió en la estrella del día!

En el periodo de 2017 a 2018 abrimos en 12 nuevos países incluyendo Australia, Singapur, Sudáfrica, Canadá, Nueva Zelanda y los Estados Unidos, por lo que ya estábamos activos en 28 mercados. Un montón de historias nuevas para contar.

En estos años nos centramos bastante en dar un paso atrás y modernizar la identidad y ADN de la marca y nos convertimos en la décima empresa con mayor crecimiento de Dinamarca en 2017, o lo que es lo mismo una empresa "Gazelle" (gacela).

No sabemos cómo lo hacen las gacelas reales, pero en lo que respecta a nosotros, lo que nos mantiene en marcha es una combinación de un gran equipo con la fe en los productos de calidad. Y nos alegra saber que no hay guepardos en Horsens.

2019

Más historias para contar

Nuestro objetivo es convertirnos en el destino de referencia de los hombres interesados en la moda y personas a las que les guste hacer regalos sostenibles. Pero, para lograrlo, necesitamos controlar el proceso de producción tanto como podamos, desde el diseño a la entrega.

¿Te acuerdas de aquella marca de la casa que lanzamos en 2012? Pues ahora disponemos de 13 marcas únicas con más de 1.600 productos que solo se pueden adquirir en Trendhim.

Con un equipo de 50 personas trabajadoras, responsables e inteligentes, la energía que hay en la oficina es increíble. Hemos intentado juntar a todos en la oficina para sacar una foto, pero ha sido imposible, así que tendrás que conformarte con 26 por ahora.

Pero tantos productos y colaboradores nuevos también nos han generado algún que otra problema. El almacén al que nos mudamos en 2015 se nos quedó pequeño, por lo que nos hemos transladado a uno de 3.000 m2 con mucho espacio para crecer.

2020

Buen servicio = buena empresa

El énfasis que hemos hecho en el servicio de atención al cliente ha tenido su recompensa. Con el confinamiento hay más personas que compran online y comparten sus experiencias en las redes sociales, por lo que el nombre de Trendhim se ha expandido como la pólvora, casi siempre en la forma de comentarios positivos.

El boca a boca impulsó nuestro crecimiento y nos permitió contratar a más gente, diseñar más productos y encargar remesas mayores, lo que ha reducido los costes totales. Todo esto nos ayudó a rebajar el precio de los productos, mientras que mejoramos su calidad y refinamos la selección.

2020 fue un año horrible por muchas razones, pero nosotros lo vimos como una oportunidad para cambiar a mejor. Siempre hemos sido conscientes de nuestra responsabilidad con el medio ambiente y sociedad en su conjunto, pero este año hemos lanzado algunos de nuestros proyectos sostenibles más ambiciosos hasta la fecha.

2021

Esto es una locura

¿Te acuerdas de aquel almacén de 3.000 m2 al que nos movimos en 2019? Sí, sí, ese que tenía "mucho espacio para crecer". Pues bien, se quedó pequeño, pero eso no es todo: el sistema de gestión de nuestro almacén no podía hacerse cargo de la cantidad de pedidos que íbamos recibiendo cada día.

¡Así que reunimos algunas tropas y conseguimos trasladar el almacén completo, que consta de más de 650.000 productos, en un solo fin de semana! El nuevo cuenta con un almacén de 5.500 m2 y una extensión de 3,3 hectáreas, así que si necesitamos más espacio, podemos construirlo y seguir adelante. Y nuestro nuevo almacén funciona como una máquina bien engrasada.

A pesar de la pandemia y los problemas en las cadenas de suministros globales que han venido con ella, hemos sido capaces de diseñar, crear y producir más de 1.000 productos exclusivos y aumentar nuestra plantilla hasta llegar a más de 100 colaboradores increíbles, muchos de los cuales puedes ver expresando su entusiasmo en esta foto.

Este año hemos crecido muy rápido y lo hemos hecho de un modo estratégico. Hacer más pedidos y de un volumen mayor abarata los costes, pero, en lugar de rebajar el precio, hemos aumentado la calidad. A lo largo de 2021 he mejorado algunos de nuestros productos más populares y continuaremos haciéndolo en le futuro, además de seguir añadiendo piezas a la colección cada semana.

Aprender es vivir y mejorar es la clave del éxito.

2022

Seguiremos informando

Estos últimos años han sido un viaje maravilloso y esperamos seguir mejorando, evolucionando y creando accesorios de alta calidad y asequibles para ayudarte a contar tu historia. Pásate por aquí para mantenerte al día.

HAZ UN RECORRIDO POR LA MEJOR OFICINA Y ALMACÉN DE DINAMARCA